Gran cantidad de falencias para garantizar los protocolos en escuelas porteñas

En la previa del retorno de la presencialidad en las escuelas, esta semana abrieron administrativamente los establecimientos educativos. La Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) comenzó ayer -junto a familias, cooperadoras y trabajadoras/es de ATE Capital- la “Verificación Técnica Escolar” (VTE), un relevamiento a partir del cual “construir un diagnóstico real de la situación de infraestructura de las escuelas porteñas”. En el primer día de registro, se reportaron “gran cantidad de falencias para garantizar las más elementales normas de cuidados” en el marco de la pandemia de coronavirus.


“Los primeros reportes enviados por docentes y familias permitieron detectar una gran cantidad de falencias para garantizar las más elementales normas de cuidados. Le seguimos planteando al Gobierno la necesidad de una mesa interdisciplinaria con las familias, estudiantes, docentes y especialistas de seguridad, higiene y salud para consensuar políticas de cuidado”, plantearon desde UTE a través de un comunicado.
Y anunciaron que “durante los próximos días se continuará el relevamiento en cada una de las escuelas en los distintos niveles y modalidades de la educación de la Ciudad de Buenos Aires hasta presentar los informes correspondientes”. Mientras sigue la polémica en torno a la presencialidad, docentes nucleados en este espacio advirtieron que “los protocolos deben ser garantía de seguridad sanitaria y no instrumentos de marketing”.

Otro sindicato, Ademys, también reportó irregularidades en el primer día con las escuelas abiertas. Durante este lunes alertaron sobre “problemas en la aplicación del propio protocolo elaborado por el Ministerio de Educación, que no ha cumplido siquiera con la entrega de materiales (termómetros que no funcionan o no hay por ejemplo) y elementos de higiene, cuando pretenden que toda la docencia se presente esta semana y toda la matrícula de estudiantes la semana próxima. Además, obras que no se han terminado, trabajadores sin tapabocas y espacios no aptos para circulación”.

Por su parte, desde Vacantes para Todxs en las Escuelas Públicas y Familias por un Retorno Seguro a las Escuelas difundieron que recibieron “numerosas denuncias de incumplimiento de protocolos en el primer día hábil para la docencia”. Y detallaron: “Hubo denuncias de termómetros que no funcionan o peor aún de escuelas en donde no se les tomó la temperatura a las personas que iban ingresando por falta de personal destinado a ello. Sobran las imágenes de sanitarios en estado deplorable, donde falta el jabón, el papel higiénico y las toallas de papel. Además de pérdidas de agua y cantidad insuficiente de inodoros. Aulas que dan a patios cubiertos sin ventilación, ventanas que no abren, rotas hace años, pies de alcohol en gel con bidones vacíos”. Ante este panorama, plantearon que “las condiciones para el retorno a la presencialidad no están dadas”.

Fuente: Nueva Ciudad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies, ¿estás de acuerdo? MAS INFO

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close