Paro de trenes: el sindicato de la Fraternidad no acató la conciliación obligatoria y este martes no hay servicio

A pesar de la conciliación obligatoria dictada por el Ministerio de Trabajo más temprano, La Fraternidad mantiene el paro de trenes que estaba previsto para este martes en reclamo de un bono de 50 mil pesos para los jubilados, por lo que no habrá servicio durante todo el día. La medida impacta con más fuerza a todos los usuarios de este transporte debido a que el anuncio se hizo después de las 23 horas y a muchos los toma por sorpresa.

A partir de las 00:00 todas las líneas de ferrocarril dejaron de circular y esto podría traer algunas sanciones para los responsables de esta medida por no acatar la orden emitida por las autoridades nacionales, según pudo saber Infobae.

“Nosotros anunciamos hace 20 días un paro de 24 horas por un bono para los compañeros jubilados, para que se pague en el mes de diciembre, un tipo de bono universal, no solo para los trabajadores del sector, sino para todos. No contestaron, nos llamaron el viernes pasado a una reunión con representantes del Ministerio de Transporte y el de Economía, no llegamos a un acuerdo porque tenían que arreglar con la directora de la ANSES, nos habían dicho que hoy nos íbamos a volver a reunir, no nos dijeron nada y, bueno, siendo las once de la noche los compañeros se empezaron a ir. Llegó la conciliación obligatoria, que no corresponde, y nos dijeron que nos iban a aplicar una multa. Que la apliquen cuando la tengan que aplicar, pero La Fraternidad no acepta esta conciliación obligatoria y por eso mañana (por este martes), desde las 00:00, no va a funcionar ningún tren”, explicó Omar Maturano, secretario general del sindicato, en diálogo con TN.El paro de trenes fue anunciado a última hora del lunes (Foto: Brigo)El paro de trenes fue anunciado a última hora del lunes (Foto: Brigo)

El dirigente aseguró que “van a haber otros gremios” que también podrían avanzar con el cese de actividades. El paro anunciado originalmente por la Unión General de Asociaciones de Trabajadores del Transporte (UGATT), que también lidera Maturano, abarcaba a colectivos, trenes y taxis.

Como consecuencia de esta protesta, en la noche del lunes ya había algunos de los servicios nocturnos cancelados en la estación de trenes de Retiro, una imagen que se repetiría en las próximas horas en todas las cabeceras.

De hecho, sobre el cierre de la jornada, la UGATT sacó un comunicado en el que confirmaron “la medida de acción directa anunciada con la pertinente antelación, para que se tomen las medidas correspondientes, y con la suficiente sensibilidad y responsabilidad”.

“Algo aprendimos de nuestros padres y madres es tener palabra. La forma que tenemos de dignificar su educación y cultura de trabajo, es cuidando con nuestro propio esfuerzo lo que hicieron por nuestra crianza, nuestros queridos jubilados y pensionados de todo el país”, señaló la entidad.

La conciliación obligatoria se iniciará a la medianoche por un plazo de 15 días, “debiendo retrotraerse la situación a la existente con anterioridad al inicio del conflicto”, según reza la resolución del Ministerio de Trabajo. Esto implica que los gremios que integran la UGATT deben “dejar sin efecto toda medida de acción directa que estuviesen implementando y/o tuvieran previsto implementar, prestando servicios de manera normal y habitual”.

Asimismo, la parte patronal debe “abstenerse de tomar represalias de cualquier tipo con el personal representado por la organización sindical y/o con cualquier otra persona, en relación con el diferendo aquí planteado, así como también a otorgar tareas en forma normal y habitual a su personal”.

Fuente: infobae