Jornadas de salud para cuidar a los vecinos de La Matanza

Por Victoria Fusco.

El Movimiento Popular La Dignidad realizó una jornada de salud en el Barrio 17 de Septiembre – sobre ruta 1001- , ubicado en La Matanza. Allí, integrantes de la Brigada popular de salud, promotores y rescatistas comunitarios desarrollaron actividades de atención médica para niños, adultos; y búsqueda de casos sospechosos de Covid-19. En este barrio viven casi 3000 familias y hace poco cumplió 3 años.

“Es importante que entendamos que a pesar de que hoy el sistema de salud está abocado a la pandemia, no podemos olvidar que las poblaciones más vulneradas vienen atravesando un conjunto de otras patologías que son producto de años de desidia estatal. Entonces, en función de esto, necesitamos traccionar distintas estrategias de la política nacional en relación con la toma de tierras y a su población”, manifestó Araceli Gorgal, coordinadora de la Brigada popular de salud.

Por otra parte, Mary Herrera, referente de La Matanza expresó que en el contexto de pandemia que todavía se viene atravesando, esta jornada fue muy importante. Por eso se sigue trabajando con los vecinos y vecinas en los territorios para que la consigna de “Tierra, Techo y Trabajo” sean una realidad.

Según el Movimiento Popular La Dignidad, no se puede hablar de salud, si no se habla de tierra. “Creemos que el acceso a la vivienda digna, de calidad, con agua potable, y electricidad son las condiciones que se necesitan para desarrollar la salud de cualquier población”, señalaron a Ajo y Agua.

En estos tiempos, es trascendental llevar adelante políticas como país que garanticen el acceso a la tierra y el techo. El plan de Desarrollo Humano Integral que plantean las organizaciones y sindicatos es parte de la solución.

Una salida que contempla los derechos de las miles de familias que no tienen un techo digno donde pasar sus días. Desde la organización, creen que ante la crisis habitacional histórica y frente a tanto discurso represivo, se tiene que construir esperanza, planificación y solidaridad. La salida tiene que ser humana colectiva

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *